Ford avanza en lograr reducir las emisiones de CO2

Ford Motor Company anunció su intención de lograr la neutralidad de carbono a nivel global para 2050, al mismo tiempo que continúa estableciendo metas intermedias para abordar con mayor urgencia los desafíos del cambio climático.

Para lograr este objetivo, la compañía automotriz se enfocará en tres áreas que suman aproximadamente el 95% de sus emisiones de CO2: uso de vehículos, base de proveedores e instalaciones de la compañía.

La automotriz anunció esa ambición al tiempo que emitió su 21° Reporte anual de Sustentabilidad. Ford es la única automotriz de Estados Unidos con portfolio de productos comprometida en reducir las emisiones de CO2 alineada con el Acuerdo de París y trabajando con California para lograr estándares más robustos de gases de efecto invernadero para vehículos.

La neutralidad de carbono hace referencia a lograr la emisión de cero CO2, equilibrando las emisiones con la remoción de carbono. Para lograr esta meta, hará foco en tres áreas que suman aproximadamente el 95% de sus emisiones de CO2: uso de vehículos, base de proveedores y las instalaciones de la compañía.

“Podemos desarrollar y fabricar grandes vehículos, mantener y hacer crecer un negocio fuerte y proteger a nuestro planeta al mismo tiempo; de hecho, esos ideales se complementan”, dijo Bob Holycross, vicepresidente, jefe de sustentabilidad, medio ambiente y seguridad vehicular. “No tenemos todas las respuestas aún, pero estamos determinados en trabajar junto con nuestros socios globales y locales para lograrlo”.

Por otro lado, la compañía está trabajando en desarrollar metas aprobadas y definidas por la iniciativa de las Metas Basadas Científicamente (Science Based Targets) para las emisiones de Alcance (Scope) 1, 2 y 3. El Alcance 1 abarca las emisiones directas de fuentes controladas por Ford, mientras que el Alcance 2 se refiere a las emisiones indirectas generadas por la compra de electricidad, vapor, calefacción y refrigeración consumidas por Ford. Las emisiones de Alcance 3 abarcan las producidas por los vehículos vendidos por la automotriz y las emisiones de su base de proveedores, entre otros.

El compromiso de 2050 representa la continuidad por tener productos y operaciones más eficientes y amigables con el medio ambiente. En 2019, la compañía expandió su estrategia climática para encontrar formas más efectivas de integrar los deseos y necesidades de las personas y su negocio, junto con las posibilidades que brinda la tecnología, aplicando un pensamiento de diseño (design thinking) centrado en el ser humano (human-centered).

Un equipo interfuncional de Ford de todo el mundo, incluidos EE. UU., Europa y China, desarrolló el enfoque de la compañía de carbono neutral después de analizar información sobre el medio ambiente, los clientes, la tecnología, la legislación, la energía, los enfoques competitivos, las evaluaciones del ciclo de vida y otras tendencias.

Ford está invirtiendo más de U$S11.5 billones en vehículos eléctricos para 2022, incluyendo versiones de emisión cero de sus modelos más populares, como el Mustang Mach-E, que comenzará a llegar este año, así como la Transit Comercial EV y la próxima F-150 totalmente eléctrica que llegará dentro de los próximos 24 meses.

La compañía ha anunciado previamente su plan para utilizar 100% de fuente energética local renovable para todas sus plantas de producción para 2035. Esto significa que la energía provendrá solo de fuentes naturalmente recargables como la hidroeléctrica, geotermal, eólica o solar.

Más info aquí