Kayakeada en El Impenetrable

68

El fin de semana de pascuas fue un fin de semana distinto en el impenetrable.
Un grupo de gente, amigos, amantes de la naturaleza, de las causas justas, que ya habían batallado otras causas ambientales, y otros que se veían por primera vez y se sumaron convencidos, acamparon en el paraje La Armonía, pegado al Parque Nacional El Impenetrable.
El motivo, celebrar la toma de posesión de un parque que fue creado por todos los argentinos 6 años atrás y que se debía ese festejo.
Dias atrás la justicia chaqueña firmó la toma de posesión y se celebrará a lo grande con las máximas autoridades el próximo miércoles.
Pero la alegría era tan grande que no se hizo esperar, y partimos todos al impenetrable. El jueves santo el punto de encuentro fue el Parque Nacional Chaco, imponente escenario natural para semejante travesía épica, que reunió a personas de muchos puntos del país, los que llegaban en avión desde Buenos Aires, en camioneta desde Cordoba, vecinos de Chaco, Entre Rios, Corrientes.
En caravana, cual desfile cívico, partieron las camionetas cargadas con kayaks y sueños, expectativas, de conocer algunos, de regresar otros.
El mate iba de mano en mano y las historias del parque fueron creciendo.
El paraje La Armonía fue centro de operaciones y campamento. De ahí salieron kayakistas que bajaron el río Bermejito, mientras otros caminaron la zona avisando aves y buscando a los difíciles, como el urutaú que con su camuflaje perfecto solo se dejó ver por un pequeño grupo de afortunados.
La gente local acompañó a este grupo de valientes, recibiéndolos en su casa, ofreciendo comida casera en cada una de las postas y compartiendo la mesa y las historias.
Pancho, Zulma, Alecio y muchos otros vecinos vieron como el turismo en la zona puede ser una salida laboral que traiga beneficios a estos parajes detenidos en el tiempo.
El Impenetrable fue una fiesta en pascuas, y es solo el comienzo. La historia del parque nacional tuvo este fin de semana un nuevo capitulo, donde amigos, colaboradores de ONGs, vecinos, guardaparques y muchos mas recuerdan el nacimiento de este gran parque, entre todos y para todos.